Último Touchdown – Temporada 2020 (Ronda de Wild Card)

758 0

La temporada regular 2020 ya llegó a su fin y el último día tuvo poco lugar para las sorpresas. A continuación en Último Touchdown revisaremos lo ocurrido en la semana 17 y lo que se viene para éste fin de semana de Comodines con un nuevo formato.

La primera jornada de partidos del 2021 significó el término de la eterna racha que los Browns arrastraban desde 2002 sin clasificarse a postemporada. Cleveland jugaba contra Pittsburgh obligado a ganar para no depender de otros resultados, y parecía que sellarían con tranquilidad el boleto al comenzar el último cuarto con ventaja de 15 puntos sobre los Steelers. Sin embargo, la secundaria de los Browns no salió a jugar y permitió que los Acereros anotaran 2 TD haciendo que todos en la ciudad estuvieran con las gónadas de corbata (?) viendo la fallida conversión de 2 puntos y cómo Pittsburgh casi recupera una patada corta que los ponía a un gol de campo de dejarlos fuera.

CXMPLIÓ

Los que no pudieron aprovechar su ventaja fueron los Miami Dolphins que, pese a llegar en la misma situación que Cleveland, se fueron de regreso a Florida eliminados y con el blay dado vuelta por los Bills que de pasada se aseguraron el número 2 de la Conferencia (que en situación normal daba semana de descanso). La derrota de Miami significó que tanto Tennessee como Indianapolis clasificaban ganando sus partidos, quedando en juego sólo la corona de la AFC Sur que finalmente fue para los Titans después de sufrir más de la cuenta contra Houston.

En la Conferencia Nacional la definición de la División Este quedó marcada por las acusaciones de los Giants a Philadelphia de que éstos últimos jugaron para atrás contra Washington para servirles en bandeja el título y la clasificación a playoffs, obviando el detalle de que si hubieran tan sólo ganado un partido más los que jugaban éste sábado eran ellos.

Último Touchdown

Ronda de Wild Card

Éste año es el primero con tres Wild Cards por Conferencia desde el 2001 (cuando cada una constaba de sólo 3 divisiones), además de contar por primera vez con 14 equipos participantes. Con todo ésto, en lugar de 2 tendremos 3 partidos tanto en sábado como el día domingo.

Bills y Colts serán los primeros en saltar a la cancha en busca de un lugar en la Ronda Divisional. Para Buffalo éste será su primer partido de postemporada en casa desde la ronda de Comodines de la temporada 1996, cuando cayeron derrotados por 30-27 a manos de Jacksonvillle. Indianapolis por su parte regresa a Playoffs después de su ausencia de la campaña anterior donde tuvieron que lidiar, entre otras cosas, con el sorpresivo retiro de Andrew Luck.

Éstos rivales divisionales se vuelven a enfrentar en ésta ronda por primera vez desde 2005, cuando los Rams todavía hacían de local en la ciudad de St. Louis. En la temporada regular se repartieron la serie con un triunfo en casa para cada uno. Seattle buscará aprovechar una localía que no disfrutaba en postemporada desde el año 2016 cuando derrotaron a Detroit sólo para ser eliminados en la siguiente semana por Atlanta (que iba camino a un Super Bowl que todos sabemos cómo terminó). Los Rams por su parte quieren dar el golpe aunque la presencia de Jared Goff sigue en duda pese a su regreso a las prácticas el pasado lunes.

La jornada de sábado la cierran Washington y Tampa Bay en Landover. Los Redskins locales llegan a la postemporada como el equipo con peor récord desde los Seattle Seahawks de 2010 que ganaron el Oeste de la Nacional con idéntico récord de 7-9. Por otro lado, los Bucs quedaron cortos en sus aspiraciones de impedir un cuarto título consecutivo de New Orleans, pero de todos modos pudieron clasificar después de 13 años de la mano del mejor de todos los tiempos. Aquel equipo de Seattle eliminó a los Saints que llegaban, igual que Tampa, con récord de 11-5. A ver qué pasa ésta vez (?).

Los encargados de iniciar la acción el día domingo serán Tennessee y Baltimore. Hace un año los Titans dieron la sorpresa al eliminar a los Ravens en su casa y con su gente pese al favoritismo que les daba todo el mundo al contar con el recientemente nombrado MVP Lamar Jackson. Ahora, será turno de Tennessee como local y esperarán no depender en exceso de Derrick Henry (que se convirtió apenas en el octavo jugador en correr 2000 yardas en una campaña), mientras que Lamar buscará ganar para quitarse la etiqueta de jugador que no aparece cuando las papas queman (?).

Para un año que los Saints consiguen hacerse con uno de los dos primeros lugares de la Conferencia y justo lo hacen en el año en que sólo el primero descansa en la primera semana.  Los últimos años ha ido quedando la sensación de que New Orleans tiene planteles sólidos y candidatos a ganarlo todo pero siempre fallan en los momentos clave. Ahora, con los rumores cada vez más fuertes de que Drew Brees colgará el casco después de éstos playoffs, los Saints tendrán la presión de estar ante la última oportunidad de darle al fin a su QB el ansiado segundo anillo. Chicago, por su parte, aprovechó la derrota de Arizona y pese a caer en Lambeau clasificaron y van por su primer triunfo en postemporada desde el 2011.

El último partido de ésta ronda será la revancha del duelo ocurrido recién la semana pasada entre Pittsburgh y Cleveland. En la semana 17 los Browns derrotaron en casa a los Steelers para volver a los Playoffs después de 18 años, y ahora les tocará viajar a Heinz Field para reestrenarse en postemporada. Curiosamente, en aquella Ronda de Comodines de 2002 también debieron visitar a Pittsburgh y sólo en los minutos finales los Steelers remontaron una desventaja de 12 puntos para sellar la que fue la primera y hasta ahora única participación de los Browns en Playoffs durante éste siglo.

BONUS TRACK: 2021 College Football Playoff National Championship

Una vez que tengamos definidas las llaves de la Ronda Divisional, el día lunes tendremos la definición de la atípica temporada 2020 del fútbol colegial. Para variar (?) nuevamente estará Alabama jugando, de la mano del reciente ganador del Heisman Devonta Smith, por el título tras derrotar fácilmente a Notre Dame en el Rose Bowl (que se jugó en el estadio de los Cowboys debido a las restricciones sanitarias en el estado de California).

Sus rivales serán los Buckeyes de Ohio State, que en el Sugar Bowl dieron cuenta de los Clemson Tigers en lo que fue el último partido de su QB Trevor Lawrence antes de tomar rumbo seguramente a Jacksonville en la próxima temporada. Justin Fields, mariscal de los Buckeyes, fue quién se impuso en el duelo para ganar algunos bonos y así quizás ser escogido entre los primeros 5 puestos del próximo draft.