Último Touchdown – Temporada 2018 (Ronda de Wild Card)

783 0

La temporada regular se acabó y ahora empieza el juego de verdad. Llega la que para muchos es #LaMejor semana del año: la Ronda de Wild Card de los Playoffs de la NFL.

La última semana del año estuvo llena de partidos por cumplir y la atención se centró en 5 partidos. Por un lado, estuvo la pelea por el título de la AFC Norte, donde los Steelers tenían que derrotar a Cincinnati y esperar que los Browns les dieran una ayuda en su visita a Baltimore. Y casi les sale.

Casi, por que de la mano del genio de Baker Mayfield los de Cleveland tuvieron una gran última serie ofensiva (con dos enormes atrapadas de Jarvis Landry incluídas) en busca de la remontada y obtener así su primera temporada con récord ganador en más de una década. Sin embargo, una intercepción de C.J. Mosley acabó el partido y también con la temporada de Pittsburgh #jijijijiji.

La segunda pelea fue por el último comodín de la NFC, donde los Bears finalmente le dieron una mano a Philadelphia con su triunfo ante Minnesota y su sobrepagado QB Kirk Cousins para así evitar que los Eagles fueran el primer campeón defensor que no clasifica a Playoffs desde los Broncos en 2016.

Finalmente, Colts y Titans se jugaban en Nashville el 6to lugar de la AFC en un partido que también tuvo la atención de todo Pittsburgh, ya que pese a no conseguir el primer puesto de su división todavía podían meterse en caso de que el último partido del año terminara en empate. Evidentemente eso no sucedió y el señor Andrew Luck se confirmó como el tataratataratataratatara…tataratataratataratataraabuelo de los Titans (ha ganado cada uno de los 11 partidos que ha jugado contra ellos) y lideró a los Colts de regreso a los Playoffs tras 4 temporadas.

Ronda de Wild Card

Los playoffs arrancan con un duelo entre dos equipos que llegan enrachados. Los Texans consiguieron su tercer título divisional en las últimas 4 campañas pese a arrancar el año 0-3, mientras que los Colts obtuvieron su boleto al vencer a los Titans de visita para coronar una de las mayores remontadas dentro de una temporada luego de empezar con récord de 1-5 (el tercero que lo logra desde 1970).

Muchos esperaban que éste año fuera de reconstrucción para los de Seattle luego de la desmantelación definitiva de la famosa Legion of Boom. Sin embargo, Pete Carroll hizo su magia y logró establecer un equipo sólido que de la mano del crack Russell Wilson no tuvo problemas en agarrar uno de los comodines en la NFC, incluso dándose el lujo de sellar el boleto con un convincente triunfo frente al número 1 de la conferencia, los Rams.

Los ‘boys por su parte, luego de un 2017 decepcionante, gracias a una gran segunda mitad de año donde ganaron 7 de sus últimos 8 partidos se coronaron como campeones en la división Este aprovechando además el bajón de unos Redskins que de no ser por la lesión de Alex Smith se encaminaban con relativa tranquilidad al título y el de los Eagles que despertaron recién en diciembre.

Revancha en Baltimore. En la semana 16, los Ravens viajaron a San Diego Carson para enfrentar a los Chargers que iban palmo a palmo con los Chiefs por el título del Oeste en la Americana. Contrario a lo que muchos esperaban, los visitantes (?) ganaron por 22-10 y dieron un paso importante para llevarse el título en el Norte aprovechando que a la misma hora los Steelers perdían en New Orleans.

Hace una semana, los Bears visitaban Minnesota y los Eagles jugaban en Landover en medio de la disputa del último comodín en la NFC. Mientras Philly no tenía problemas para dejar zapatero (?) a Washington con un contundente 24-0, el duelo en Minneapolis llegaba con una ventaja de apenas 3 puntos para los ya campeones de la NFC Norte al último cuarto. Sin embargo, los Vikings al parecer no salieron del camarín y Chicago les pasó por encima para terminar dándoles una mano a los actuales campeones, los mismos que ahora recibirán en el Soldier Field este domingo.